Guerrero: Autoritarismo policiaco provoca tensión social en Alcozauca

Una población enardecida que bloquea el paso a policías para desarmarlos y retenerlos casi 2 días es una escena frecuente en el imaginario activo de la mexicanidad que contesta así al predominio de esta impunidad convertida ya en síntoma sistémico.

Sucede ahora en el municipio de Alcozauca Guerrero, desde donde estudiantes brigadistas envían el siguiente relato de hechos del 24 y 25 de octubre:

A quien corresponda:*

Alcozauca de Guerrero a 24 de octubre de 2009.

*Comunicado.*

La brigada de estudiantes de la UNAM que participa en la campaña “La UNAM por la Alfabetización en tu comunidad” en el mencionado municipio considera oportuno difundir la siguiente información: El día de hoy, durante los trabajos que realiza nuestra brigada en las comunidades del municipio, en específico en la comunidad de Tlahuapa, pudimos ser testigos de lo que consideramos una grave violación de las garantías individuales a los habitantes de dicha comunidad y particularmente a la familia de Victoria González García, estudiante del tercer año del Colegio de Bachilleres Extensión 26-A del Edo de Guerrero ubicado en la cabecera del citado municipio, quien además colabora con nuestra brigada como asesora local, vínculo laboral que nos permitió presenciar los siguiente hechos:

Alrededor de las 3:30 pm, a bordo de dos camionetas con rótulos de patrulla de la Policía Estatal de Guerrero y una camioneta blanca, llegaron 17 oficiales de policía uniformados, encapuchados y armados, junto con un hombre vestido de civil irrumpiendo con violencia en el domicilio de Victoria y sin argumento de por medio esposaron a dos de sus hermanos. En reacción al hecho Victoria solicitó a los oficiales la orden de cateo o de aprensión y el motivo de la misma. En respuesta uno de los oficiales la agredió verbal y físicamente, llegando al extremo de encañonarla y amenazarla de muerte.

En ese momento ella alcanzó a pedir a su sobrina, una niña de 10 años que diera aviso a la comunidad de lo que estaba sucediendo, Al instante otro oficial de policía agredió física y verbalmente a la pequeña. Pese a ello el aviso pudo realizarse en una de las bocinas comunitarias tras de lo cual toda la comunidad, se concentró en las afueras de la casa impidiendo la salida de los oficiales al bloquear el paso de las patrullas con dos camiones de volteo propiedad de la familia agredida. En ese momento se entabló un dialogo entre los oficiales y los afectados, estando presentes también dos integrantes de nuestra brigada quienes se encontraban impartiendo una clase de alfabetización cuando se percataron de la movilización de la gente.

En ese dialogo el sujeto vestido de civil, quien en ningún momento se identificó, explicó con notorio nerviosismo, que realizaban una investigación relacionada con llamadas telefónicas de un supuesto caso de secuestro. Como única prueba el hombre mostró una lista de llamadas impresas en una hoja sin membretes oficiales, nombres, fechas, firmas o cualquier dato que pudiera indicar el origen de los números. De la lista resaltaban con marca textos un número que coincidía con el teléfono de la casa de materiales propiedad de la familia de Victoria.

Para ese entonces los oficiales, obligados por la presión de la gente, habían ya liberado a los jóvenes aprendidos, mientras que el sujeto antes mencionado solicitaba a una de nuestras compañeras que como estudiante de la universidad nacional interviniera en la comunidad para que se permitiera su retiro. En respuesta nuestra compañera argumentó que ella no tenía autoridad para intervenir en el problema por lo que el síndico, quien también acudió al lugar, condujo a los oficiales a la comisaria en donde éstos fueron desarmados por la población, manteniéndolos dentro en espera de las autoridades correspondientes. Momentos más tarde Victoria informó a nuestras compañeras que durante la aprensión, los oficiales condicionaban la liberación de sus hermanos a cambio de 30 mil pesos. Exigencia que evidencia la ilegalidad de los actos cometidos.

Es de destacar que pese a la violencia y autoritarismo del proceder de los oficiales, la organización de la población fue además de oportuna, prudente pues se respetó en todo momento la integridad de éstos. Nuestras compañeras se retiraron alrededor de las 8 de la noche sin que el problema hubiese sido resuelto y con la población todavía en espera del arribo de las autoridades. Independientemente de lo que pueda suceder en lo subsecuente, la brigada advierte la gravedad de los hechos cometidos e invita a la sociedad en general a mantenerse informada de lo que aquí acontece.

*Nota: Alcozauca centro, 8:00am, 25 de Octubre de 20009.

* Para el día hoy, tras de lo ocurrido en la comunidad de Tlahuapa, en la cabecera municipal se han concentrado decenas de efectivos de la policía estatal, armados y encapuchados. Una habitante de la comunidad que presenció los hechos posteriores a la salida de nuestras compañeras nos ha comentado que antes de que autoridades municipales llegaran al lugar, otras dos camionetas con policías arribaron a la comunidad provocando un altercado con la población, agrediendo a mujeres, niños y hombres.

La población respondió a la provocación y se logró desarmar y detener a una de las camionetas mientras que la segunda logró salir de la comunidad. Los policías que quedaron en manos de la población fueron igualmente trasladados a la comisaria en donde ahora se encuentran en total 23 efectivos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s